Las dietas llevan existiendo desde hace muchísimos años y no cabe duda que han ido evolucionando con el paso del tiempo, con los estudios en cuanto a nutrición se refiere y sobretodo, en el impacto sobre el peso de las personas que se someten a ellas.

Así surgió la idea de la dieta cetogénica, que no es más que una alimentación que ofrecía las calorías y nutrientes que necesitamos, pero restringiendo los carbohidratos lo suficiente para favorecer la producción de los cuerpos cetónicos”. La dieta keto pone más énfasis en la eliminación de carbohidratos y restringe las fuentes de proteínas, ya que el cuerpo puede descomponer las proteínas en glucosa para obtener energía.

Así que tan importante es controlar la cantidad como la calidad de los carbohidratos que ingieres. Ahora puedes hacerte una mejor idea de cómo la dieta cetogénica ocasiona una pérdida considerable de peso durante los primeros días de restricción de carbohidratos.

Para esto nos podemos ayudar de una dieta cetogénica con la que mantenemos unos niveles de glucosa en sangre muy bajos. La clave de esta dieta, está en que al no comer carbohidratos el cuerpo no puede coger energía de la glucosa e insulina, por lo que utiliza las grasas como principal fuente de energía produciendo los conocidos como cuerpos cetónicos.

Las investigaciones científicas actuales sobre este tipo de dietas también generan preguntas sobre cómo el cerebro realiza sus funciones con una cantidad de carbohidratos tan pequeña. La dieta cetogénica también contribuye a mejorar la calidad de vida de las personas diabéticas, al ayudarle a reducir el exceso de grasa de su cuerpo.

Si inducimos la cetosis reduciendo la cantidad de glúcidos, al final, será el resto del cuerpo el que consumirá estos cuerpos cetónicos generados a partir de las grasas. De este modo se favorece la lipolisis (utilización de las grasas como fuente de energía para el mantenimiento del metabolismo basal, por lo que se va reduciendo las cantidades de grasas almacenadas).

No hay peligro de usar la dieta cetogénica al menos que tengas problemas en el riñón, en el hígado, seas diabético tipo 1, diabético tipo 2 y uses insulina como tratamiento, lo cual vas a requerir supervición médica, para seguir esta dieta. Es una molécula densa en energía que puede actuar como fuente de combustible para el cerebro, el corazón y los músculos cuando no hay carbohidratos disponibles.

En cuanto más tiempo su cuerpo ha estado en cetosis, será más posible de utilizar las cetonas para energía y no desecharlas a través de la orina … qué es lo que se usa para verificarlo con el palo. El aceite de coco y el aceite de oliva son Alimentos permitidos en la dieta cetogénica, ya que tienen el porcentaje de grasa necesario, mientras que el aceite vegetal es mejor eliminarlo de la dieta.

Una vez en cetosis, el cuerpo quema con gran facilidad también la grasa que el cuerpo acumula como reserva y se pierde peso. La primera vez que escuché hablar de ella, me generó mucho interés: va en contra de la mayoría de las dietas que existen, ya que su máxima es consumir productos grasos” para bajar de peso.

Los carbohidratos son la principal fuente de energía en nuestro cuerpo. Las dietas bajas en carbohidratos que difieren en las de restricción de carbohidratos mejoran los marcadores cardiometabólicos y antropométricos en adultos sanos. Algunas grasas insaturadas saludables están permitidas en la dieta keto – como nueces (almendras, nueces), semillas, aguacates, tofu y aceite de oliva.

Independientemente de la dieta que elijas, asegúrate de que la que elijas a largo plazo incluya alimentos que realmente disfrutes comer. Hipoglucemia reactiva – Si comías muchos carbohidratos tu cuerpo esta acostumbrado a liberar mucha insulina, por lo cual tu glucosa bajará.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *