La dieta cetogénica ha mostrado, en varios estudios, ser eficiente en la pérdida de peso. La principal diferencia es que la dieta keto no contiene demasiados alimentos ricos en proteínas. En el web Matthews Friends (en inglés) se pueden encontrar recetas e información de la dieta cetogénica. Y cumplir con los requisitos de la dieta implica suprimir muchos alimentos saludables, lo que dificulta satisfacer las necesidades de micronutrientes.

La dieta cetogénica produce adaptaciones metabólica que impactan el rendimiento por distintas vías ( revisión ). Aumenta la oxidación de grasa por un lado pero reduce las reservas de glucógeno por el otro. La dieta cetogénica se ha puesto de moda, sobre todo cuando se intenta conseguir una pérdida rápida de peso.

Este régimen, caracterizado en su versión más extrema por un bajísimo consumo de carbohidratos y una ingesta elevada de grasas, parece ser muy eficaz para una rápida pérdida de peso, aunque es difícil de mantener a largo plazo. Las dietas cetogénicas pueden tener beneficios incluso contra la diabetes, el cáncer, la epilepsia y el Alzheimer.

Hoy es difícil incorporar una dieta de este tipo en el sistema público de salud ya que muchos médicos ponen pegas incluso animan a sus pacientes a dejarla porque consideran que no es buena, muchas veces desde el desconocimiento. Es más, el objetivo de la dieta es que pueda perder peso sin contar calorías realizar un seguimiento sobre la ingesta de las mismas.

Es decir, nuestro cuerpo obtiene energía normalmente a partir del azúcar que consigue tras la digestión de carbohidratos. Hay gente que recomienda hacer cargas de hidratos cada cierto tiempo en una dieta cetogénica. Puede ser útil en personas que empiezan la dieta por primera vez, pero en gente con una mayor flexibilidad metabolica podría ocurrir que no expulsen cetonas en la orina porque utilizan todos los cuerpos cetónicos de su flujo sanguíneo.

En el momento en que entres en cetosis, tu azúcar en sangre bajará, perderás grasa fácilmente y tendrás acceso a utilizar todas las grasas de tu cuerpo como energía. Cuando su cuerpo está produciendo niveles óptimos de cetonas, usted comienza a notar muchos beneficios de curación, pérdida de peso y rendimiento físico y mental.

Sin embargo, las personas que siguen la dieta Keto deberían tener cuidado al comer requesón en abundancia. Sí, pero no va a ser tan fácil como en una dieta moderada en carbohidratos. Y por esa misma definición, una dieta cetogénica es una dieta baja en carbohidratos (pero no toda dieta baja en carbohidratos es cetogénica).

En las competiciones modernas el beneficio de rendimiento es mucho más modesto, porque el uso de geles de glucosa y carbohidratos rápidos permite una recarga constante de las reservas durante la carrera. Por ejemplo, en un estudio de 18 mujeres con sobrepeso y no entrenadas, el grupo con dieta alta en carbohidrato ganó más músculo que las que seguían una dieta cetogénica, pero perdió menos grasa.

Cuando se restringen los carbohidratos de la dieta se reduce la conversión de éstos en grasa, mejorando desapareciendo los síntomas asociados a la resistencia a la insulina. Los carbohidratos son un complemento esencial de la glucemia conocida popularmente como el azúcar en sangre”.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *