Las dieta ‘keto’ reducen el consumo de hidratos de carbono. Afecta especialmente al rendimiento cognitivo, por la sustitución de cuerpos cetónicos en lugar de azúcares. Cuando investigadores del Gobierno diseñaron un estudio para mantener el consumo de calorías constante, no encontraron ninguna ventaja de la dieta keto en comparación con una dieta balanceada con carbohidratos.

En un estudio futuro se analizará la dieta cetogénica como estrategia para el mantenimiento del peso. Esta cantidad dependerá del estado de salud, del tiempo de duración de la dieta, de los objetivos personales y del peso que se desea alcanzar. Por un tiempo, se pensó que un consumo elevado de proteína podía interferir con la dieta cetogénica porque la proteína puede convertirse en glucosa a través de un proceso llamado gluconeogénesis.

Por lo tanto, es importante comprender las limitaciones de las dietas y estar dispuesto y listo para asumir este tipo de plan de alimentación. Como siempre, asegúrate de mantenerte fiel a la dieta revisando las etiquetas para detectar la presencia de azúcar, carbohidratos y aceites hidrogenados agregados (grasas dañinas, procesadas que no tienen cabida en ninguna dieta saludable).

La naturaleza diurética de la dieta cetogénica y la restricción de carbohidratos puede ocasionar una disminución importante de minerales como el sodio, el potasio y el magnesio. El nombre hace referencia a que es un modelo de alimentación cuyo objetivo es la creación de cuerpos cetónicos.

Piensan que cuanto más eleven los cuerpos cetónicos más rápido desaparecerá la grasa de sus caderas, pero la realidad es más compleja. En una persona con depleción de carbohidratos, este sustrato se convierte en glucosa, que es utilizada como combustible por todos los órganos, incluido el cerebro.

Si la dieta la estamos haciendo por nuestra cuenta y no tenemos el apoyo de un médico de un nutricionista, es posible que nadie nos ha informado sobre cómo saber si estamos en cetosis. Parece que hay pocas dudas de que en muy corto plazo las dietas cetogénicas son efectivas para perder peso.

Ahora, uno de los factores que provoca el hipotiroidismo es la inflamación sistémica, y siendo que la dieta cetogénica disminuye ésta inflamación, podría ser una buena forma de atacar el problema. No es necesario contar las calorías, y es mucho más efectiva para perder peso esta dieta baja en carbohidratos que las dietas bajas en grasas.

En condiciones normales, con una alimentación equilibrada, el organismo gestiona el volumen de grasas que quema y normalmente no fabrica ni usa cuerpos cetónicos. Independientemente si te interesa no esta dieta, recuerda que los carbohidratos tampoco son el enemigo, ellos cumplen un papel muy importante en nuestro cuerpo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *